Tarifa de transporte “pulveriza” el salario mínimo: “O me alimento o pago el pasaje”

Daniel Acuña vive con su hijo de 10 años en Puerta Caracas (La Pastora) y trabaja como vigilante, de lunes a viernes, en un centro comercial ubicado en La Trinidad, municipio Baruta. A pesar de que gana salario mínimo más uno que otro bono, no le alcanza para subsistir.

Acuña, como millones de venezolanos, está afectado por la crisis económica que atraviesa el país, donde el incremento de la pobreza, según la Encuesta Nacional de Condiciones de Vida de la Población Venezolana (Encovi), es una realidad percibida por el 74,5% de la población.

Obligatoriamente, Acuña tiene que disponer de grandes cantidades de billete en efectivo para cancelar los pasajes y poder movilizarse entre su hogar y su centro de trabajo: debe bajar hasta la avenida Lecuna (Bs. 2.000) y allí tomar el transporte para dirigirse a Baruta (4.000). A estas tarifas se le suman Bs. 3.000 del pasaje estudiantil de su hijo, que también estudia en Baruta.

Acuña gasta diariamente, en promedio, 18.000 mil bolívares, equivalentes a Bs. 90.000 semanal y Bs. 360.000 mensual, lo mismo que cuesta un kilo de queso para rallar en el centro de Caracas.

Con un salario mínimo de  Bs. 248.510 no le alcanza para pagar su pasaje y el de su hijo. Es por ello que tiene que descontar una parte del ticket de alimentación a fin de cubrir la insuficiencia en su presupuesto familiar.

“La vida se ha vuelto insostenible en Venezuela. O me alimento o pago el pasaje. No me alcanza el dinero que gano”, sentenció Acuña.

Dos problemas a la vez

Sobre este tema el economista Ronald Balza comento a Caraota Digital que el problema no es que el pasaje esté costoso, sino los mecanismos de pago.

“Para poder pagar hace falta el efectivo y en estos momentos hay una escasez de efectivo injustificada. Hay gente que le paga a los taxistas con transferencias pero en las camioneticas no se puede hacer”, dijo.

Precisó que debido a esta realidad, buena parte de la población se ha visto en la necesidad de hacer largas filas en los cajeros para tratar de sacar algo de efectivo.

“Son dos problemas, el del precio y el del modo para pagar. Tampoco se puede decir que la solución es que no aumente el precio del pasaje, porque los transportistas tienen que mantenerse ellos y mantener las unidades”, apuntó Balza.

Fuente: http://www.caraotadigital.net/carrusel/tarifa-de-transporte-pulveriza-el-salario-minimo-o-me-alimento-o-pago-el-pasaje/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *