Cae en picado la población rumana y crece el 40% la venezolana en un año

Ajustes exigidos por el INE, cambios en migraciones y problemas políticos provocan un seísmo en el censo

Terremoto en la composición de la población extranjera en Vigo: los cambios exigidos por el Instituto Nacional de Estadística (INE) al Concello y problemas sociales graves en países de origen han provocado cambios significativos en la composición de un censo multinacional. A 1 de enero de 2018, los siete países con mayor número de ciudadanos residentes en Vigo son, por este orden, Portugal (2.052), Rumanía (1.344), Brasil  (1.333), Venezuela (939), Colombia (814), Senegal (606) y China (501).
La nota llamativa es que las dos primeras colonias han perdido miles de miembros, mientras que las de China, y sobre todo Venezuela, experimentaron incrementos muy llamativos, y por distintas causas. Portugal tenía anotados en 2017 un total de 3.206 nacionales y un año después son 1.150 menos.
La causa estriba en la obligación impuesta por el INE a los ayuntamientos para constatar cada cierto tiempo -cinco años- que los ciudadanos comunitarios empadronados continúan viviendo en el municipio. Y el Concello vigués tuvo que reducir el número total de ciudadanos portugueses, que no se correspondían con la realidad.

RUMANÍA
El caso de los rumanos tiene otras característica: en su caso la reducción ha sido en torno al 25 por ciento, pasando de 1.769 a 1.344, algo más de 400 menos, pero ya era el segundo año a la baja.  Se trata de una colonia que ha comenzado a perder peso en España tras estar a punto de ser la primera, con cerca de un millón de personas, que podían vivir en el país gracias a formar parte de la UE. Pero ya no es así, lo que ha llevado a movimientos internos, de retorno y hacia otros lugares.
En sentido contrario, la nota más llamativa es la que la crisis venezolana también afecta en España directamente con una avalancha de arribadas. En un año el número de ciudadanos del país caribeño ha crecido en un 40 por ciento, pasando de 659 a rozar el millar, un incremento sin parangón vinculado directamente con la situación extrema en Caracas. De esta cifra, la mayoría son mujeres, 573, frente a 366 hombres. Y la tendencia es que siga hacia arriba, con una llegada masiva de personas con orígenes españoles, lo que facilita su asentamiento. El caso de Vigo no es único, y en otros ayuntamientos próximos, como Porriño, ha pasado lo mismo, con un fuerte avance de la colonia venezolana. Llama más la atención por cuanto el resto de países de América del Sur, como Argentina o Uruguay, reducen o estabilizan sus nacionales en Vigo.
Los argentinos llegaron a ser 1.500 y ahora sólo 475. Colombia anota un ligero ascenso, pasando en un año de 723 a 814. Brasil, por su parte, que llegó a anotar unos 2.000 hasta hasta ser la segunda colonia, se mantiene: en un año apunta sólo un ciudadano más, hasta 1.333.
En cuanto al resto del mundo, apenas avances, con dos excepciones. En África, Senegal, que ya cuenta con 606 instalados en Vigo, inmensa mayoría hombres, 493. y  en Asia, China, que ha superado la barrera del medio millar de registrados al crecer de 471 a 501, un avance moderado pero continuado: la colonia del gigante asiático parece firmemente asentada en la ciudad y cada vez más visible en todo tipo de negocios.

136 países, incluida Corea del Norte

 El censo vigués cuenta con “representantes” de las cinco partes del mundo, siendo la mayoría no comunitarios, 9.570, y el resto de países de la UE, casi 5.000 personas, hasta sumar las 14.542 ahora registradas.
Supone la cifra más baja de inmigrantes desde 2007 y casi 2.000 menos que en el pasado ejercicio, lo que se debe a la obligación del INE de ajustar el censo. Por continentes, destaca la recuperación de América -la mayoría mujeres, 4.019 frente a 2.637- como primer punto de salida, con un total de 6.656 personas, desbancando a Europa, que en los últimos ejercicios había sido el primero. No obstante, en 2009 rozaron los 10.000.
El motivo para el último retroceso, el mismo, la caída de ciudadanos registrados de Portugal y Rumanía. Europa tiene ahora 5.541 ciudadanos vigueses, frente a 7.825 el pasado ejercicio.
África alcanza los 1.537, el número más alto de la historia, dándose la singularidad de que la mujeres africanas son la mitad que los hombres, 504 frente a 1.033.
Por último, asiáticos y oceánicos son la minoría, con 807 inscritos (también el más alto), la mayoría chinos. En este colectivo destaca por su rareza una mujer de Corea del Norte, el país más hermético del mundo, donde no se permite la emigración.
En total, el Concello de Vigo anota en estos momentos  ciudadanos de un total de 136 países distintos, una auténtica ONU.

 

Fuente

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.